Paz Martínez- Urdidora de versos

Algo siempre se mueve cuando los versos conspiran. Carlos Attadía.

TRUE LOVING por Jesús Bersabé Dominguez (Barcelona)

  Marta, ejecutiva de una gran empresa está sentada en un banco mientras observa la terraza de un bar a media distancia, ha quedado allí, a través de la aplicación “TRUE LOVING”,  con el que será el amor de su vida. Mira el reloj, se impacienta. Decide sacar el móvil y llamar a una amiga. Marca el número, al poco empieza la conversación con su amiga.

  Marta le comenta a su amiga lo nerviosa que está, ya que siente que es el amor de su vida. La amiga le muestra ciertas dudas pera Marta le contesta que fue ella precisamente la que le recomendó esa aplicación que según la amiga era infalible.

  Marta ve que en el lugar acordado (terraza del café que está a media distancia) se sienta un chico muy atractivo. Este porta un libro como habían quedado para el encuentro. A continuación le indica a su amiga que cree que su cita ha llegado. A Marta le parece de lo más atractivo, no tiene dudas de que la aplicación es infalible.

  Marta le dice a su amiga que luego la llama y corta la comunicación dejando a su amiga casi con la palabra en la boca.

  Marta se aproxima a la mesa donde se acaba de sentar Eloy un hombre joven y  de aspecto atlético, rubio, alto y muy bien parecido.

  Marta se acerca, pregunta a Eloy si es él, este asiente, se levanta y se saludan con dos besos en la mejilla.

   Cuando se acerca el camarero ambos piden un café solo, al parecer hasta en los gustos coinciden.

  La cita está siendo un éxito, ambos ríen, se gastan bromas Marta está entusiasmada, a todas luces se ve que se siente totalmente atraída por Eloy, éste alarga su mano y coge la de Marta, ella lo permite, está fascinada. Por supuesto que desearía besarlo aunque no se atreve a dar el primer paso, espera que lo haga él.

 La charla se prolonga animadamente, hablan sus aficiones, de cine, de gastronomía. Él le relata su reciente visita a la Catedral de Santiago, tras haber realizado un largo trayecto del Camino por los campos leoneses, su parada en Astorga, su pernoctación en Ponferrada, la entrada en tierras gallegas, las amistades que hizo. Incluso le enseña alguna fotografía que guarda en su teléfono móvil.

 Pero el encanto se rompe con una pregunta de Marta y una respuesta de Eloy que no es del agrado de esta.

  Marta le pregunta dónde trabaja, Eloy le contesta que trabaja en BANCOSUR, una de las entidades bancarias más importantes del país. Marta asiente maravillada. Él le dice que normalmente trabaja en el turno de noche, Marta se extraña, él le aclara que trabaja en el servicio de limpieza.

  A Marta se le hiela la sonrisa, hace una mueca de decepción, suelta la mano de Eloy, este le pregunta si sucede algo, si se encuentra mal, ella le responde que debe irse, ya que se le hace tarde.

  Eloy hace una seña al camarero para pagar la cuenta. Marta se levanta, se pone la chaqueta mientras el camarero se acerca y Eloy paga los dos cafés y también se levanta.

  Eloy quiere saber si volverán a verse, ella le da largas y lo deja allí plantado ante la mirada sorprendida de Eloy.

  Marta se va acelerando el paso, deja a Eloy pasmado si entender nada.

  Marta se encuentra en el asiento trasero del taxi camino de su casa, saca el teléfono y marca el número de su amiga.

  Marta habla con su amiga, le dice que ha sido un desastre y que la aplicación que le recomendó era puro engaño. La amiga se extraña del cambio, le pregunta si su cita se ha comportado de manera incorrecta, Marta le contesta que no, pero que no le ha gustado nada.

  Marta le reconoce a su amiga que tal vez tendría que aceptar el que café que le ofreció el director de su empresa.

  Marta se dirige al taxista, le pide que pare, le paga y desciende del vehículo mientras sigue hablando con su amiga. Marta le reconoce que el director tiene una alopecia pronunciada, que es bajito y tirando a feo pero por el contrario tiene un descapotable y un sueldo estratosférico. Cree que es el hombre de su vida.

  El taxi se aleja, en su parte alta lleva una publicidad que dice “TRUE LOVING, 100% TRUE”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

MasticadoresFEM

"Solo quiero que se me recuerde como una persona que quería ser libre” Rosa Parks

Isabel Alonso Díez

Arte & Activismo

A Tinta China

Plasmando palabras, a la luz de la pluma

Buscando el sentido de un instante

Alberto Blanco González

Entre paleras y encinas.

Algo siempre se mueve cuando los versos conspiran. Carlos Attadía.

Puentes de papel

Algo siempre se mueve cuando los versos conspiran. Carlos Attadía.

RETAMAS Y CODESOS

Página de literatura, reseñas y poemas

ENTRE LA SOLEDAD Y EL APLAUSO... ESCRIBO

Soy un reflejo de mis historias, si no escribiera sería una sombra de mi misma

David Ortega

Blog literario y filosófico

POETAS EN LA NOCHE

Poesía, cuentos y relatos

Lo irremediable

Cine Filosofía Fotografía Literatura Música Pintura

Andiñuela de Somoza

Pueblo maragato, perteneciente al ayuntamiento de Santa Colomba.

Versos en la Somoza

Poesía en el umbral de la Maragatería

TAM-TAM PRESS

TRAFICO DE CULTURA / Piensa, crea, actúa, retumba...

Paz Martínez- Urdidora de versos

Algo siempre se mueve cuando los versos conspiran. Carlos Attadía.

WordPress.com en Español

Blog de Noticias de la Comunidad WordPress.com

A %d blogueros les gusta esto: